La buena noticia me hace libre.

foto con verso Juan 10:10

 

 El ladrón no viene sino para hurtar, matar y destruir; yo he venido para que tengan vida y la tengan en abundancia.

Juan 10:10

 


 Sólo la palabra de Dios con la ayuda del Espíritu Santo nos puede hacer libre de todos los argumentos mentales, que nos limitan.

 

Te mencionaré algunos de ellos, que te pueden resultar familiares como son: la religiosidad, tradiciones, dogmas de hombres, sentimientos, emociones entre otros.

 

Todos ellos condicionados por las circunstancias. Seguro, seguro que si estos patrones hoy prevalecen en nuestras vidas tendremos ausencia de paz y de plenitud.

 

Para el mundo esto es lo más normal y corriente, porque no conoce una manera mejor de vivir, Gloria a Dios que nos ha mostrado que hay una mejor manera de vivir y sólo es posible encontrarla cuando recibimos a Jesús en nuestros corazones y su Espíritu Santo comienza a formarnos.

 

Dios no nos trajo a este mundo para ser esclavos del sistema pesimista, egoísta y tradicional, sino para que vivamos en completa paz y libertad.

 

Su palabra nos dice en Juan 10: 10 - El ladrón no viene sino para hurtar, matar y destruir; yo: dice Jesús-he venido para que tengan vida y para que la tengan en abundancia.

 

El enemigo de tu vida, que hoy te pone circunstancias difíciles, que no te deja avanzar, y que te intimida, es el ladrón y es el que ahora mismo está reinando en este mundo como el príncipe de las tinieblas. Él intenta ponerte malos pensamientos, afanes, temores y tantas otras cosas más para mantenerte en agobio, desesperación y esclavitud porque su propósito es interrumpir el plan de Dios para tu vida.

 

Jesús nos describe en su palabra de juan 10:10 el propósito del enemigo; pero también nos dice cuál es el suyo ...Yo he venido para que tengan vida y para que la tengan en abundancia.

 

Mi querido y estimado lector sólo podemos vivir esta vida abundante con Jesús. Esta fue la razón por la que Él vino a esta tierra, murió en la cruz, venció al enemigo, resucitó de entre los muertos y ascendió al cielo sentándose a la diestra del Padre.

 

 

Él vive para que tú y yo decidamos caminar con Él y tener una vida plena. Cuando conoces esta buena noticia puedes decidir con quién quieres caminar, si con el ladrón que solo quiere destruirte trayéndote perturbación y esclavitud o sí con Jesús que ha preparado una vida abundante para ti.

 

Tu decisión por Jesús como el dueño de tu vida te llevará a la acción de obedecer su palabra y será esta la que te irá conduciendo día tras día, donde ya no dejarás que tus circunstancias y las actitudes de personas condicionen tu vida, sino que la palabra de Dios será tu fundamento firme, llevándote al propósito de Dios.

 

 

 

Ysabel Rodrigues

Con mucho amor, 


Escribir comentario

Comentarios: 0