Desafío a los gigantes

foto con verso Mateo 28:20

 

He aquí que yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo.

                                                              Mateo 28:20 

 


 

Cuando se levantan contra nosotros los gigantes, nosotros tenemos que pararnos firmes confiados en Dios y declarar su palabra sobre toda circunstancia.

Estos gigantes se levantan con un propósito y es el de destruir el plan de Dios en nuestras vidas.

 

En el Salmo 37, versículos 12 y 13 el Señor nos dice:

12 Maquina el impío contra el justo, y cruje contra él sus dientes;

13 El Señor se reirá de él; porque ve que viene su día.

 

Esta palabra es para nosotros hoy amados hermanos, ante las adversidades tenemos que estar muy confiados y seguros de que nada escapa de la presencia del Señor y que todo está bajo su control.

 

En momentos como estos debes incrementar tu tiempo de entrega y dependencia del Señor, convencido de que Él mandará la salida, sus hijos no quedan en vergüenza. En el nombre de Jesús toda cadena se rompe y toda confusión se desarma.

 

Tenemos que tener muy clara nuestra visión y la plena certeza de que Dios peleará por nosotros. No es nuestra la batalla. Nada ni nadie puede destruir lo que Jesús ha puesto en tu corazón y en el mío.

 

Las últimas palabras de Jesús en la cruz fueron “CONSUMADO ES”: todo fue hecho. Él derrotó al enemigo en la cruz del Calvario, para que ahora tú y yo en su nombre nos levantemos con la fe puesta en Él y en su palabra.

De esta forma con la ayuda Espíritu Santo podemos adquirir lo que ya Él ha conquistado con su sangre para su pueblo.

 

¡Gloria a Dios! porque en Jesús me levanto como lo que soy, “un vencedor” declarando que estoy bendecido y que no hay gigante que me pueda derribar porque mayor es Dios que el que está en este mundo. (1ra de Juan 4:4). Si Dios es conmigo ¿quién contra mí? (Romanos 8:31).

 

Hoy puede que hallan gigantes limitando tu vida, es hora de que abras la palabra y te argumentes de todo el poder que Dios ha puesto a tu disposición para que tomes el escudo de la fe y comiences a derribar, todo temor, angustia, enfermedad y carencia que te paralizan. Dios quiere que vivas una vida plena y solo es posible cuando conocemos nuestra identidad en Cristo.

 

 

Ysabel Rodrigues

Con mucho amor, 


Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    Pilar Esther Hernández Rodríguez (sábado, 12 agosto 2017 14:45)

    Gloria a Dios por está página . Palabra viva . Creo en un Dios que venció la cruz y Qué vive en cada corazón . Que ha decidido ser guiado por El Poderoso Espíritu Santo. Estemos Seguro Que El peleará por nosotros ; Montaña que se levante . Será derrivada . Y En Victoria andaremos . Porque hemos decidido caminar por Fe y no por vista . Dios los bendiga . Todo lo puedo en Cristo que me fortalece Felipences cap 4 : 13.